viernes, 23 de septiembre de 2011

Sin comentarios

Hoy como tantas madrugadas desvelada me pregunto exactamente que tiempo me queda en este mundo, por un segundo repaso mi vivencia este momento y vi un espíritu humanista por el pasado corriendo. A pasado el tiempo desde aquel ultimo error que a cambio de mi libertad, entrego un amor que con mas que un pulobel roto emprendió una marcha triste rumbo a una felicidad que al parecer ya no existe. Quizás fui una egoista, una feminista, una aburrida intentando ser amante, olvidé como ser amiga. Y quizás hoy tenga motivos suficientes para herirme que consigue con eso pudiera decirme, porque usted puede cerrarme la puerta de su casa, pero es en vano si el corazón de ella me dice pasa, si cuando esta en su cuarto me abraza con la mente y mis errores no sobrepasan lo que siente. Usted me llamo poca mujer, manipuladora, cretina y me dijo que nunca mas me entrometiera en su camino, que lo dejara tranquilo, que yo no lo merezco, pero de merecer no hablemos eso es un tema que detesto. Cuantas veces como un ave con su cosas que emigro, cuantas veces dice usted que por mi culpa lloro, cuantas veces por dolor una versión distinta dio, cuantas veces llore yo señor y nadie me vio. Hoy estoy en el presente que yo misma construí, hoy usted quiere borrar todo el amor que le di. Pero el puede recibir diez mil telegramas, que seguirá igual si no hay ni uno de la mujer que el ama. Son las tres de la mañana y mañana sera otro día que despertare en la tarde repitiéndome algun día y se marchara otro día. Lo malo es que usted no entiende que somos dos locos y que uno del otro depende. Y esta es otra lagrima que sobre el papel se derrama, otra confesión del alma, que la vida me reclama. No hay manera de quedarse en una cama cuando el corazón te llama a las tres de la mañana no y si el recuerdo no me deja dormir y siento que quedaron muchas cosas por decir. Vuelvo a escribir lo que del corazón emana otra vez. Yo no tendría porque mostrarme renuente a la cortesía o regalarle un discurso repleto de groserías, me comportaría distinta, mas no merece la pena, como quiera fui un conflicto en la vida de su nene, sin modales para cenas formales ni cumpleaños, una extraña que le amargo su existencia por dos años, un año pose estos versos que mi corazón sentia porque a mi si me dolía, ser tratada con hipocresía. Por esos días bebia constantemente, tenia problemas, el viejo se había marchado reciente, poco consecuente, acciones, situaciones contundentes, nunca deje de quererlo aunque actuaba diferente. No me justifico, repaso las circunstancias, hoy que no es vivo el afecto y solo existe distancia o arrogancia insuficiente, no siento ni odio ni amor y aunque me aparto de el, tampoco siento rencor. Dios lo coja confesado dentro sus ideas de ocul y ojala pueda encontrarlo con esa princesa de sueños y no la cuestione tanto con su maniática vista. Si es usted quien lo a formado, tan tonto y materialista. Yo no debo no, mi sol no se contamina, he vivido circunstancias que quizas no se imagina, solo las mismas doctrinas, de aquella joven y su ego que hacia canciones bombardeadas por su fuego, son las tres de la mañana y otra vez la misma historia, llegan recuerdos felices y tristes a mi memoria, no diré que hubo victoria o derrota a ultima hora, pero en futuro o sucesos pregúntele porque llora.

Al final nadie escarmienta por cabeza agena, usted no lo ayuda con esas actitudes, dejelo que vuele solo, no lo convierta en una cosa inútil.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...